La cgt
NOUS SUIVRE
  
Publié le jeudi 4 octobre 2001

Declaración de la comisión ejecutiva de la Cgt



La CGT desea expresar con firmeza su opinión en momentos en que vivimos una extrema tensión en el plano internacional provocada por los atentados terroristas en los Estados Unidos. Nuestra organización se basa para ello en los valores humanos, solidarios y pacifistas característicos del sindicalismo que reune a mujeres y hombres sin considerar su nacionalidad, su sensibilidad política ni sus creencias religiosas.
La CGT ha condenado los bárbaros actos cometidos el 11 de septiembre pasado que al apuntar mortalmente a asalariados, a simples ciudadanos han alcanzado profundamente a todos los trabajadores, a todos los pueblos. Estos atentados no representan un enfrentamiento entre civilizaciones ni son la expresión desviada de una reacción contra la opresión.Son el producto de un fanatismo que persigue sus peligrosos objetivos. Debe ser combatido energicamente. Los responsables deben ser buscados y castigados, asi como sus redes desmanteladas.
En momentos en que se concreta una intervención militar la CGT confirma su rechazo a toda acción de represalia o de venganza que pueda volverse en contra de otros pueblos, de otros trabajadores. La guerra no puede ser una solución para erradicar el terrorismo. De la misma manera, la CGT se opone a toda campaña que tienda a asimilar cualquier comunidad con los terroristas.
Vivimos, de hecho, un momento crucial que debería llevarnos a construir nuevas respuestas en el plano político, económico y social.
Es urgente que la comunidad internacional vaya en ayuda del pueblo afgano y evite una nueva catástrofe humanitaria.
Pensamos que es prioritario que se reconozca el derecho de todos los pueblos al deserrollo. Urge tomar diposiciones concretas por la anulacion de la deude que pese dolorosmente sobre los habitantes de los paises mas desheredados. Esto se expresa en la aplicacion a escala internacional de derechos sociales, por un cuestionemiento del dominio de los mercados financieros y de las transnacionales, por una mejor distribution de las riquezas que abra una perspectiva verdadera para los jovenes, tanto los del tercer mundo como aquellos que se ven excluidos en nuestras sociedades.
Se debe aportar respuestas a los problemas mas urgentes. Especialmente en el caso de la situacion del Medio Oriente. Apoyamos la exigencia por la creacion de un verdadero estado palestino y el reconocimiento reciproco del estado de Israel, ambos hechos necesarios al respeto de derecho fundamental a la seguridad y a la dignidad para todos los habitantes de la region.
Esta ambicion justifica la implementacion de nuevas instituciones internacionales que estimulen nuevas relaciones entre los pueblos y sus Estados. Asimismo que aseguren un poder real de intervencion democratica sobre las situaciones mundiales tanto en el terreno politico, economico, social o de la seguridad. Creemos que Francia y la Union Europea deben sostener mas energicamente las exigencias por la democracia, el progreso social y la paz.
Basandose en estos principios la CGT multiplicera los debates en las empresas, desarrollera sus propias iniciativas y evaluara las posibles convergencias.
Ello plantea tambien la necesidad importante de reunir todo el sindicalismo en el plano nacional, europeo y mundial.
Montreuil, 4 de octubre de 2001